Cuidado con lo que hablas por la Lic Lourdes Villarroel

“No os engañéis; Dios no puede ser burlado: pues todo lo que el hombre sembrare, eso también segará.

Porque el que siembra para su carne, de la carne segará corrupción; mas el que siembra para el Espíritu, del Espíritu segará vida eterna.

No nos cansemos, pues, de hacer bien; porque a su tiempo segaremos, si no desmayamos”. Galatas 6:7-9 RVR 1960

“Las Palabras influyen pero el ejemplo arrastra”.

Cada vez que hablamos  podemos motivar, guiar, instruir e influir, pero si demostramos con acciones y  experiencias lo que profesamos, eso probará dos aspectos de nuestra vida.

El Primero, hará que consolidemos  nuestras convicciones, nuestra fe se convertirá en obra y nuestras palabras en hechos y directamente creceremos personalmente y ganaremos confianza.

Lo segundo,  este accionar provocará que  los demás, quieran  imitar nuestras creencias y acciones y decidan en ese momento el obrar o quedarse paralizados,  recordemos que una cosa es hablar y otra cosa es demostrar y algunos  eso les marcará la vida.

Sembremos la palabra y pongamos por obra y veremos esos cambios en nosotros, en nuestra familia y comunidad

Recordemos que Jesus fue llamado  « Hombre poderoso en palabras y obras»
Seamos imitadores del Gran Maestro.

Si este mensaje fue bendición para tu vida, dejanos tu comentario y compartelo a tus amigos, que tengas un lindo dia.

Atte.
Lourdes

ale

mamasqueoran.com

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario